fbpx
Home > En Español > COVID-19: ¿Qué pasa cuando no se presenta a su cita de vacunación?

COVID-19: ¿Qué pasa cuando no se presenta a su cita de vacunación?

By Sudhiti Naskar
Una enfermera de salud pública del condado de Washoe administra la vacuna COVID-19. Imagen: Eric Marks

In English
Esta historia fue traducida por la periodista Jenny Manrique

De las 333 personas programadas por el distrito de salud del condado de Washoe para recibir la segunda dosis de la vacuna COVID-19 el pasado miércoles, solo 310 personas se presentaron en el punto de dispensación (POD en inglés) en el Reno Livestock Events Center.

En tiempos normales, una pequeña cantidad de personas que no se presente a una cita de vacunación puede ser una preocupación sin importancia para el distrito. Pero estos no son tiempos normales ni la distribución de la vacuna COVID-19 es un esfuerzo de rutina.

La vacuna COVID-19 de Pfizer tiene una vida útil relativamente corta. Conservada en refrigeradores ultrafríos, la vacuna debe descongelarse antes de su administración. Una vez descongelado, su vida útil se limita a cinco días.

La vida útil de la vacuna Moderna es más larga; puede permanecer refrigerada durante 30 días.

Pero teniendo en cuenta que el distrito de salud y los socios comunitarios como Renown Health y Saint Mary’s Regional Medical Center están trabajando las 24 horas del día para satisfacer la gran demanda de la vacuna COVID-19 en la comunidad, una simple ausencia presenta una logística adicional y una pesadilla de programación para los oficiales.

Durante las horas de vacunación del miércoles, cuando algunas personas no se presentaron para su segunda dosis de vacuna, el distrito usó esas dosis para vacunar a las personas programadas para el jueves por la mañana, dijo James English, del distrito de salud. English se unió a la directora de enfermería de Renown Health, Melody Osborne, en una llamada con los medios el jueves.

“Actualmente experimentamos entre el 3% y el 10% de tasas de no presentación en nuestra ubicación”, dijo English.

El distrito de salud ha estado suplicando a los nevadenses durante semanas que no falten a las citas de prueba o vacuna de la COVID-19. “Por favor cancele antes de tiempo”, ha sido un mensaje repetido del oficial de salud del distrito Kevin Dick durante las llamadas semanales a los medios.

Solución de problemas en una situación cambiante

El distrito de salud lucha por solucionar problemas a diario para asegurarse de que las vacunas no se desperdicien.

Una de las tácticas es la programación. El distrito ha estado sobreprogramando el POD basado en las tasas de no presentación.

James English, del distrito de salud del condado de Washoe, es parte del equipo que se ocupa de la logística para la programación y distribución de la vacuna COVID-19. Imagen: Trevor Bexon
James English, del distrito de salud del condado de Washoe, es parte del equipo que se ocupa de la logística para la programación y distribución de la vacuna COVID-19.  Imagen: Trevor Bexon

También está alimentando listas de espera. En caso de una falta a una cita, el distrito llama al personal que representa a los grupos de trabajadores de la salud, educadores y trabajadores de cuidado infantil que están actualmente en la cola para la vacunación. El personal de la escuela y el cuidado infantil “trabaja en nuestro sistema de programación en línea”, dijo English. “Nuestra gracia salvadora es que vacunamos más días a la semana. Entonces, usamos esa vacuna al día siguiente”.

“También tenemos ese [proceso] con la Universidad de Nevada, Reno, en este momento, para enviar gente si tenemos ese [tipo de situación]”, agregó.

Aproximadamente media hora antes de que el POD termine la vacunación del día, el personal comienza a contar automóviles e individuos para determinar cuánta vacuna necesitan sacar. “También tenemos suerte porque nuestras vacunas se almacenan en el lugar. Así que solo sacamos lo que pensamos que vamos a usar ”, dijo English.

Una ausencia a gran escala tuvo lugar el 15 de enero cuando se programó la vacunación del personal de varias instalaciones de cuidado infantil. El personal que administraba la vacuna estaba usando la versión de Pfizer que estaba programada para expirar a las 10 a.m. del sábado, dijo English. El distrito tuvo que traer varios grupos que estaban esperando la vacuna pero tenían problemas de programación. Un equipo de distrito dedicado en el lugar se aseguró de usar todas las vacunas.

En lo que respecta a la segunda dosis, no presentarse complica aún más las cosas. Cuando alguien no se presenta para la segunda dosis, el equipo de salud la agota vacunando a las personas que aún no han recibido la primera dosis. Pero esta no es una práctica estándar y se suma a los desafíos, ya que el distrito ya está “mucho más atrasado que nuestros hospitales de cuidados intensivos” en la administración de la segunda dosis, dijo English.

“La guía estatal no planea usar esa (segunda dosis) como la primera dosis [para otros]”, dijo English. “Pero eso es una gran preocupación porque nos han dicho que no hay garantía de obtener lo que ellos consideran ‘la tercera dosis'”.

“Pero debido a que estamos vacunando a tantas personas en tal escasez de vacunas, estamos tomando esas segundas dosis adicionales que no se usaron y usándolas como primeras dosis en este momento”, agregó.

Renown Health dice que está vigilando de cerca la programación y la comunicación con sus clientes para evitar el problema de las ausencias, dijo Osborne.

Aún así, Renown ha tenido casos de ausencias.

“Tuvimos una situación al final de nuestro evento en la que preparamos [la vacuna] en la jeringa”, y la gente no se presentó, dijo Osborne. La vacuna solo es buena durante un tiempo determinado. “Entonces, esas vacunas se administraron a voluntarios en el lugar”.

Related Stories

Share via
 
Send this to a friend